La UME utiliza drones para desinfectar las ciudades

La Unidad Militar de Emergencias (UME) está realizando, durante este estado de alarma, tareas de desinfección en todas las ciudades españolas, que forman parte de la conocida «Operación Balmis» contra la COVID-19. Para ayudar a la UME en las actividades de limpieza, la empresa Dronetools, en colaboración con Iberfdrone, ha cedido uno de sus modelos de drones especializados en la aplicación de sustancias líquidas: el DRONEHEXA XL. El diseño original de este RPAS está destinado a la aplicación de productos fitosanitarios para la fumigación de explotaciones agrícolas. En este caso, el Batallón de Transmisiones de la UME (BTUME) está trabajando con el drone para la desinfección en exteriores de zonas calientes de las diferentes ciudades españolas: alrededores de centros de salud y hospitales, estaciones de trenes y autobuses, residencias de ancianos…

El DRONEHEXA XL, con el que realizamos la formación para nuestros pilotos profesionales de drones, tiene una capacidad de 10 litros de carga útil y es capaz de desinfectar una extensión de una hectárea en 15 minutos por cada carga de batería. Esto supone un gran apoyo para la UME y agiliza notablemente las tareas de desinfección, complementando la aplicación de productos desde tierra y desde el aire.

Drones UME

 

Los drones de desinfección han sido una de las últimas incorporaciones a los trabajos de la «Operación Balmis». Como ya vimos al principio de este estado de alarma, las autoridades recurrieron al uso de drones para avisar a los viandantes de ciudades como Madrid de la necesidad de que permanecieran en sus domicilios. El drone cedido por Dronetools, en colaboración con Iberfdrone, es uno de los dos prestados a los militares para que la UME incorpore a su flota y dispongan de más recursos para continuar con la esterilización de los exteriores más expuestos al virus.

Drones de la UME para desinfectar como medida excepcional autorizada por el Gobierno

El Ministerio de Sanidad autorizó oficialmente a las unidades NBQ (Nuclear, Biológico y Químico) de las Fuerzas Armadas y de la UME a utilizar medios aéreos para la aplicación de desinfectantes en exteriores. En el Boletín Oficial del Estado (BOE), del pasado 17 de abril, tras superar satisfactoriamente las pruebas para realizar este tipo de trabajos de forma segura, aseguran que:

De entre las técnicas más eficaces de desinfección se encuentran la utilización de medios aéreos pues a través de ellos, con técnicas de nebulización, termonebulización y micronebulización, se alcanzan todas las superficies con rapidez, evitando depender de la aplicación manual, que es más lenta, y en ocasiones no llega a todas las superficies por existir obstáculos que impiden llegar a las mismas.

(Orden SND/351/2020, de 16 de abril, por la que se autoriza a las Unidades NBQ de las Fuerzas Armadas 
y a la Unidad Militar de Emergencias a utilizar biocidas autorizados por el Ministerio de Sanidad en las 
labores de desinfección para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.)

Estas unidades, como el Batallón de Transmisiones de la UME, cuentan con la formación suficiente para llevar a cabo desinfecciones aéreas. La diferencia en esta operación es que, en vez de emplear productos biocidas, se pulverizarán productos desinfectantes probados como eficaces para el control de la pandemia. Estas medidas no deben suponer una preocupación para la población ya que los desinfectantes están autorizados y no suponen ningún riesgo para la salud humana. Por este motivo, y con el objetivo de «mejorar y agilizar las operaciones de desinfección de todo tipo de instalaciones que el personal de las Fuerzas Armadas viene efectuando, se considera conveniente autorizar, de forma excepcional y mientras dure el estado de alarma», la pulverización de productos desinfectantes desde drones en espacios al aire libre.

Otras aplicaciones de los drones pulverizadores

En la agricultura y las zonas rurales

Los modelos de drones que incorporan tanques para líquidos y sistemas de pulverización están originalmente diseñados para el sector agrario. La aplicación de fitosanitarios desde aeronaves pilotadas por control remoto es uno de los grandes avances tecnológicos para la agricultura. Gracias a este tipo de drones, la fumigación desde el aire resulta cuatro veces más rápida que desde métodos tradicionales desde tierra. Además, reduce considerablemente el riesgo de contaminación para el operario y asegura una distribución perfecta del producto, atendiendo a las necesidades de cada zona de la explotación.

Este avance evita la sobre exposición de los cultivos y el terreno a este tipo de productos químicos, y supone una reducción de costes tanto en EPIs como en cantidad de producto aplicado. Los drones agrarios destinados a la pulverización son capaces cubrir una extensión de 10.000 metros cuadrados en 15 minutos. Con las facilidades que supone una programación previa de la ruta de vuelo, de la cantidad de producto y de la presión de las boquillas de pulverización personalizada y modificable para cada parte de la explotación. El piloto solo estará expuesto al producto durante su carga en el tanque, y realizará el trabajo desde una zona segura sin posibilidad de exposición al mismo.

Además de la aplicación de productos fitosanitarios a través de boquillas, existen otros complementos diseñados para el exterminio de plagas concretas. Una de estas herramientas es una pértiga creada para la eliminación de los nidos de la avispa asiática (velutina), una especie invasora muy peligrosa que amenaza en muchas zonas rurales de la península.

En la prevención de incendios

Para ayudar en trabajos de prevención y contención de incendios también se han desarrollado RPAS. Éstos modelos integran cámaras térmicas para detectar de forma prematura un incendio forestal. Además, están equipados con un depósito de agua que permite sofocar el fuego en zonas inaccesibles o peligrosas para el acceso humano.


 

¿Quieres ser piloto profesional de drones?

Cada vez son más los sectores profesionales que precisan de pilotos de drones experimentados y titulados para desarrollar trabajos difíciles o mejorar la productividad gracias a las tecnologías de los RPAS. Si quieres formar parte de una de las profesiones del futuro tendrás que cumplir con una serie de requisitos:

  1. Ser mayor de 18 años.
  2. Tener el certificado médico aeronáutico LAPL.
  3. Estar en posesión de los conocimientos teóricos para obtener la licencia de piloto de drones: curso de piloto de drones avanzado.
  4. Estar habilitado en el modelo o los modelos de drone que se vayan a pilotar. Para operar con drones como los utilizados por la UME para la desinfección del virus, es necesario obtener la habilitación de RPAS de 15 a 25 kg, como el DJI Agras o el DRONEHEXA.
SOLICITAR INFORMACIÓN
close slider

Llamarme

Responsable del fichero: Iberforma Business España S.L.U; Finalidad: envío de información. Puedes consultar información adicional y detallada en nuestra Política de Privacidad.

Ir arriba
Abrir chat
1
¡Hola!
¿Podemos ayudarte en algo?